CULTO A LOS MUERTOS. Origen.

dolmen

Aunque existe la creencia de que el hombre de Neandertal era bruto y poco evolucionado, estudios y descubrimientos demuestran que fue a partir de él cuando nace el culto a los difuntos, los primeros en enterrar a sus muertos con elementos humanísticos y ritualistas. Si reflexionamos en lo que esto significa nos daremos cuenta de la dimensión espiritual que acarrea puesto que en este momento ya se tiene conciencia de la identidad y de la muerte del cuerpo. El entierro hace suponer que hay una creencia en el más allá y, por lo tanto, simbólicamente favorecen las condiciones del difunto para esa nueva vida.

En los inicios, los entierros eran tan simples como enterrar al muerto en un hoyo directamente, sin más ceremonia. Poco a poco, este acto fue evolucionando hasta convertirse en un complejo ritual, desde el cuidado del difunto, ofrendas  para el más allá y construcciones (en ocasiones monumentales) que acogerían el cuerpo.

En los primeros entierros el hombre era colocado en posición fetal o durmiente, con la cabeza girada hacia el oeste. Los cuerpos se enterraban con la cabeza hacia el Norte y los pies apuntando al Sur, untados con ocre rojo que bien podría simular ser sangre, como la sangre que envuelve nuestros cuerpos durante el parto, como si de alguna manera los acogiera el útero de la Madre Tierra, devolviéndolos a la vida.

En algunos enterramientos se han encontrado herramientas y utensilios que usarían en su vida cotidiana, incluso, animales, flores y plantas medicinales.

* Imagen tomada en el Parque Megalítico de Gorafe (Granada, España). En el interior del dolmen se encontraron los restos de un individuo adulto, un niño y varios dientes. Aunque su ajuar no ha sido recuperado íntegramente se puede considerar de cierta entidad incluyendo un punzón de cobre, un puñal de hueso, tres puntas de flecha y otros elementos de sílex.

Si tenéis oportunidad de hacer una excursión a este tipo de lugares (megalitos, cuevas, etc) no os arrepentiréis, es mágico. Este sentimiento me despertó cuando años atrás, siendo muy pequeña, visité una cueva prehistórica en Cataluña durante unas colonias. Algo cambió en mi interior y a día de hoy sigo sintiendo la misma fascinación por estos lugares que tantos enigmas despiertan, como sucede en los bosques. Es nuestra responsabilidad preservar y honrar estos lugares como memoria viva de nuestros ancestros, de nuestros orígenes.

En este enlace encontraréis información de los Megalitos encontrados en Andalucía.

Si os interesa la Prehistoria podéis consultar la siguiente información:

– CHILDE, GORDON. “Los orígenes de la civilización” (1954)

http://www.mediafire.com/view/?f5l2jlma9pfcu7o Libro completo en pdf.

– CRIADO BOADO, FELIPE

Artículo “Megalitos, espacio y pensamiento”:

http://digital.csic.es/bitstream/10261/6782/4/1989_TP46_Criado_Megalitos%20Espacio%20Pensamiento.pdf

– ELÍADE, MIRCEA. “El chamanismo y las técnicas arcaicas del éxtasis”.

– PERICOT GARCÍA, LLUÍS. “La civilización megalítica catalana y la  

cultura pirenaica” (1925)

– PERICOT GARCÍA, LLUÍS. “La españa primitiva” (1950)

Maka

Anuncios

Reflexiones...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s